Noticias Hidronor

Combatimos el cambio climático recuperando los suelos contaminados en Chile

Share on linkedin
LinkedIn

Desde el año 2009 Chile avanza en el desarrollo de normativas que regulen el tratamiento y disposición de terrenos contaminados; sin embargo, a la fecha, aún no contamos con una legislación específica para esto y somos el único país de la OCDE que no posee una legislación específica para suelos.

Dado este panorama, y sumado a las cifras oficiales de terrenos contaminados en nuestro país (3.360 para ser exactos, ubicados principalmente en el norte grande y la zona sur del país), en Hidronor brindamos una serie de servicios que aportan a combatir el cambio climático recuperando sustentablemente los suelos contaminados.

¿Cómo lo hacemos?

Nuestro gerente de Ventas Regionales y Marketing, Juan Andrés Salamanca, explica que, previo al comienzo del tratamiento del suelo, se debe definir cuál será el fin de la recuperación del mismo: turístico, reconversión industrial o áreas verdes.

“Una vez aclarado esto, realizamos evaluaciones puntuales para determinar la factibilidad de reutilización del sitio, el riesgo que este trabajo implicará para la salud humana y medioambiental; y, finalmente, el enfoque técnico, económico y social que debemos darle”, añade.

Acto seguido, detallamos los diversos factores que se deben considerar al momento de tratar suelos contaminados: la localización geográfica, el tipo de suelo, el grupo de contaminantes y nivel de contaminación; el tiempo que tomará el saneamiento; el costo de la remediación; el impacto social, y la eficiencia del proceso, en el sentido de si sus efectos serán temporales o permanentes.

Con esta información, procedemos entonces a aplicar las mejores técnicas para llevar a cabo el proceso, partiendo por la contención que consiste en instalar una barrera hidráulica, vertical u horizontal, o de un sellado superficial, que evita el paso de contaminantes hacia posibles masas de agua subterráneas.

Sin embargo, dependiendo de las características del terreno, se puede implementar también la extracción de contaminantes por medio de evaporación. «Las emisiones deben ser tratadas de forma previa a su descarga a la atmósfera, mediante extracción por aire, agua o por fases, el uso de agentes químicos, oxidación o desorción térmica, entre otras técnicas» explica Juan Andrés.

En resumen, en los últimos 10 años en Hidronor hemos gestionado más de 450.000 toneladas de suelos contaminados a lo largo de Chile, y contamos con servicios de remediación y saneamiento de suelos que abarcan desde los procedimientos de muestreo, análisis en laboratorio, extracción, ensacado, transporte, tratamiento y disposición final  de residuos en instalaciones propias y autorizadas.

Nuestras

Certificaciones
Ir a Sección

normativas

ambientales
Ir a sección

Informes

Ambientales
Ir a sección